Breaking

La ultraderecha norteamericana resucita el terror del racismo

Análisis Político y Social / Especiales / 31 marzo, 2024

Por: Gerardo Lozano

Los republicanos y en general una buena parte de la clase política norteamericana, está empleando los medios más sucios de la política para alcanzar sus fines, removiendo los sentimientos más oscuros de la sociedad norteamericana profunda, sin importarles las consecuencias que esto pueda tener

“El demonio no es un ser mitológico, un ente sobrenatural, sino parte de la naturaleza humana”

Albert Camus

Los políticos republicanos norteamericanos están entrando en una ideología perversa, que puede llevar a la potencia mundial a uno de sus periodos más oscuros y atroces. Han llevado al poder a un personaje que representa, en muchos sentidos, lo peor de la sociedad norteamericana, pero ahora están en el intento de volverlo a colocar en el poder, bajo planteamientos aún más siniestros.

El problema para México es que otro gobierno de ultraderecha lo puede golpear de manera directa, al tener que enfrentar a un posible presidente como Donald Trump, que regresaría al poder en su peor versión, que puede ser ya intolerable, ahora más furioso que nunca.

Los republicanos y en general una buena parte de la clase política norteamericana, está empleando los medios más sucios de la política para alcanzar sus fines, removiendo los sentimientos más oscuros de la sociedad norteamericana profunda, sin importarles las consecuencias que esto pueda tener. El lema es la máxima maquiavélica por la cual el fin justifica cualquier medio, por más brutal que este sea.

Desde el Shelby Park, en la pequeña ciudad fronteriza de Eagle Pass, Texas, colindante con Piedras Negras, Coahuila, un Donald Trump desorbitado lanza un discurso incendiario en el cual afirma que los Estados Unidos está siendo invadido, por el ingreso de 18 millones de inmigrantes, responsabilizando de ello a Joe Biden, lo que es una enorme mentira.

Enseguida pasa de la mentira a la perversidad, al afirmar que durante 2023 casi la mitad de los arrestos de inmigrantes en Eagle Pass fueron de extranjeros criminales, acusados de más de 33 mil asaltos, tres mil robos, seis mil 900 hurtos, siete mil 500 delitos con armas, cuatro mil 300 delitos sexuales, mil 600 secuestros y mil 700 homicidios y asesinatos. Una legión de monstruos que intentaron entrar a los Estados Unidos para atacar a sus ciudadanos; una ola de terror que hay que detener, del modo que sea necesario.

“Estas son las personas que vienen a nuestro país y vienen de cárceles y de prisiones y de instituciones mentales, de manicomios y son terroristas. Están llegando a nuestro país y es horrible, es horrible”, afirmó.

¿De dónde saca Donald Trump una información como esta? La única fuente que existe es su mente enferma, y la de Greg Abbott, el gobernador republicano de Texas, un político cruel y racista que está llevando la lucha anti inmigrantes a un nivel demencial, al fomentar proyectos de ley por los cuales los texanos propietarios de ranchos, fincas o lo que sea, podrían tener el derecho a disparar en contra de los inmigrantes, es decir, de matarlos como animales en una cacería humana.

Greg Abbott, que increíblemente es una persona minusválida que se desplaza en una silla de ruedas, se ha convertido en uno de los líderes republicanos anti inmigrantes a nivel nacional.

Por su parte el presidente Joe Biden, desde Brownsville, Texas, invitó a su posible rival a cooperar para frenar el creciente flujo migratorio irregular a Estados Unidos.

“Esto es lo que le digo al señor Trump: únase a mí o me uno yo a usted para que digamos al Congreso que apruebe el proyecto bipartidista de seguridad fronteriza”, señaló el mandatario, tras haberse reunido con miembros de la Patrulla Fronteriza y autoridades migratorias.

Biden insistió en la “necesidad” de que el legislativo apruebe un proyecto de ley, pactado por un grupo bipartidista de legisladores.

El mismo día, el presidente Joe Biden y el exmandatario Donald Trump visitaron la frontera común con México en Texas.

Donald Trump, y los legisladores republicanos, no tienen interés en aprobar ningún acuerdo bipartidista, porque desean usar, como lo están haciendo, el tema migratorio para “calentar” la campaña electoral por la presidencia, con un discurso que tiene claros tintes racistas y una incitación al odio y el miedo ante los inmigrantes latinoamericanos.

Frente a ellos aparece un presidente Joe Biden, con niveles bajísimos de aprobación hacia su desempeño como gobernante; un político ya senil e incompetente, pero también con toques de perversidad, al haber cerrado la carrera presidencial de muchos de los mejores precandidatos demócratas, para tratar de reelegirse, cuando va a cumplir ya 82 años de edad, con lo cual solo le está facilitando el posible retorno a Donald Trump o algún otro político de la ultraderecha republicana.

Comentarios de Facebook

Etiquetas: , , , , ,



Redacción




Previous Post

Elecciones presidenciales México-USA: el ascenso de la izquierda y la ultraderecha

Next Post

¿Qué es el Fenómeno Trump?





You might also like


More Story

Elecciones presidenciales México-USA: el ascenso de la izquierda y la ultraderecha

Por: Gerardo Lozano -Solo los ingenuos creen en que habrá un “segundo piso” de la 4T. No solo no habrá segundo piso,...

31 March, 2024