Breaking

El Bodegón enero 2022

El Bodegón / Opinión / 4 enero, 2022

CON LAS MANOS EN EL DIF

Pese a que está inclusive penado, 21 funcionarias “fifí” del DIF Torreón, acaudilladas por la ex primera dama del sufrido municipio de Torreón, Astrid Casale, ahora también señora “fifí”, que en sus tiempos mozos y menesterosos fue muchacha de barrio, iban a recibir, o recibieron, vaya usted a saber, “bono de marcha” y no cualquier bono, sino uno espléndido; sólo que, como suele suceder, no faltó quién filtrara el oficio y, ya en el balcón y en trapitos menores, tuvieron que decir que todo se debía a un “lamentable error que fue corregido de inmediato”, que se trataba de un adelanto de aguinaldo y no del agandalle de un “bono de marcha”. El club de señoras “fifí” debió de sufrir cólico hepático si el asunto se cayó, pero el hecho retrata de cuerpo entero y ventanea lo que fueron los dos gobiernos del juvenil ex alcalde, Jorge Zermeño Infante, quien ya tiene listas las maletas para salir en fuga hacia la Ciudad de México, la tierra de sus verdaderos amores. Entre las maletas lleva el costal de millones que hizo, en lo que fue su última instancia en Torreón, donde no le volverán a ver el polvo, a no ser que la Auditoria Superior del Estado lo entretenga, para que aclare el enorme listado de anomalías que heredó, más grande que la lista de peticiones a Santaclós del niño más mimado de la casa.


LOS MISTERIOS DE LA ENTREGA-RECEPCIÓN

A sotto voce, los encargados del proceso de entrega-recepción de los dos gobiernos que ya se terminaron de Jorge Zermeño Infante, afirman que hay muchos asuntos sobre las cuentas y las obras públicas que espantan, por lo que estaban en feas negociaciones para que los que se fueron repararan algunas de las trapacerías que hicieron y las cuentas no quedaran de manera tan desastrosa, pero aún así la Auditoria Superior del Estado, ASE, sigue en el dilema de aplicarle o no todo el rigor de la ley a varios exfuncionarios, pero todo dependerá de las consideraciones que le quieran tener a los panistas, por aquello de que ponerlos en la picota le resultaría de gran regocijo a los de Morena, y el mandamás estatal, don Miguel Riquelme, lo último que quiere es hacerle el caldo gordo a los morenistas, pero además a nivel nacional están las elecciones por las seis gubernaturas, entre ellas la del vecino estado de Durango, al cual los de la cuatroté quieren pintar de guinda, y eso tampoco le conviene a don Miguel, por los efectos que esto tendría en la región lagunera, donde acaba de obtener excelentes resultados su partido en el 2021. Lo que es un hecho es que Zermeño Infante, sus hijos y varios funcionarios se van más cargados de millones que los tres reyes magos juntos.


JONATHAN, ALCALDE DE RANCHO

El que no da una y es un misterio cómo fue que logró reelegirse es el morenista alcalde de Francisco I. Madero, Jonathan Ávalos Rodríguez, quien va a comenzar su segundo periodo de gobierno con el gremio de taxistas encima, quienes, furiosos porque Ávalos se la ha pasado dando concesiones con singular alegría, ya le pararon el carretón, con un bloqueo masivo, donde lo obligaron, con la previa advertencia de que nomás no creen en su palabra, así de feo, por lo que les tuvo que firmar un documento de compromiso, pero son muchos los frentes que tiene abiertos este desaseado alcalde curandero, entre ellos el haber dado indicaciones para que las clínicas públicas locales le receten a la población el dióxido de cloro, pues él, como médico, sigue con la necedad de que es la maravilla para atacar al temible coronavirus y, pese a que ya la Secretaría Estatal de Salud le advirtió que cualquier problema que surja será su responsabilidad, no sólo no dejó de promover su menjurje, sino que ahora se lo quiere recetar a todos los pobres incautos que caigan en la consulta del sector público federal. Como AMLO quiere hacer lo que le viene en gana, sea legal o no, al parecer los morenistas están pensando que pueden hacer lo mismo, sin medir el enredo en que se pueden meter.


LA IMAGEN DE MANOLO JIMÉNEZ

Durante su gobierno, el muchacho maravilla, Manolo Jiménez, exalcalde él de la capital del sarape, anda en abierta campaña por la candidatura priista para suceder en la gubernatura a don Miguel Riquelme Solís, pero resulta que cuando estaba en funciones veía a los medios de comunicación de la región lagunera como Dios a los conejos, chiquitos y orejones, y sus encargados de imagen tenían la idea de que Coahuila se termina, por el lado sur, a la altura de la primera caseta de cobro de la autopista que viene a La Laguna, que, cosas de la vida, se ha convertido en el segundo sino es que en el primer bastión del PRI a nivel estatal, por lo que ahora le andan organizando reuniones con el que ridículamente se ha dado en llamar el “círculo rojo”, que a la hora de una elección debe representar como el grandioso uno por ciento de los votos, y muchos de ellos son panistas no de hueso colorado, sino de prosapia familiar. Si quiere posicionar su imagen en la región lagunera, el juvenil exalcalde saltillense va a tener que trabajar en serio las relaciones públicas y su imagen en los medios, para ver si convence al respetable que, como en los toros, es el que manda, no los “fifís” del primer tendido.


LA UAdeC: HACIENDO AGUA EL BARCO

Donde dicen que la cosa de los dineros se ha puesto verdaderamente fea es en la Universidad Autónoma de Coahuila, donde su tesorero, don Jorge Alanís Canales, ya fue enviado a tomar un doctorado, no en finanzas sino en las artes circenses, porque para sacar los pagos de la universidad tiene que hacer malabares que envidiaría un acróbata del Cirque du Soleil, porque sumando y restando dicen que las cuentas no salen y la deuda sigue subiendo, subiendo, como cerveza caliente, y eso se puede poner color de hormiga ya en este 2022. Pues veremos y contaremos, porque de algún modo le tendrán que encontrar el hilo a la madeja, a menos que se quieran declarar insolventes y en quiebra, lo que sería algo feísimo y escandaloso, que pondría de fiesta a todos aquellos políticos de la oposición que le quieren hincar el diente, especialmente todos los izquierdosos, que tendrían una oportunidad de oro para hacer grilla con singular alegría. Por lo pronto la deuda ya anda por los mil quinientos millones de pesitos.


DURANGO: DEL PLATO A LA BOCA

La controvertida y nada lucidora alcaldesa de Gómez Palacio, Marina Vitela, pidió licencia definitiva a su cargo, lo que es una señal que muchos han leído como el hecho de que irá de candidata a la gubernatura por Morena, pero no sólo eso, sino que debe estar completamente segura de que ganará la elección, pues de otro modo no se explica que la tal licencia sea con carácter definitivo. Como que los morenistas parecen estar de lo más seguros de que la elección por la gubernatura será un día de campo y eso de la excesiva confianza puede jugarles una fea pasada, porque bien dice el dicho que del plato a la boca se cae la sopa, más cuando, hay que recordar, doña Marina ganó de forma apretadísima el cargo de presidenta municipal. Por lo pronto Gómez Palacio tiene como alcalde suplente a Anabelle Gutiérrez Ibarra, a quien no le conocen ni en su casa y es, sin que quepan muchas dudas, la alcaldesa de más bajo perfil que haya tenido el sufrido municipio de Gómez Palacio, y vaya que ha tenido presidentes municipales más grises que una tarde de tolvanera.

Comentarios de Facebook
(Visitado 162 veces, 1 visitas hoy)

Etiquetas: , , , , , , ,



Redacción




Previous Post

Zermeño: el amargado hablando de amargura

Next Post

¿Quién es Gabriel García, encargado de Agua Saludable?





You might also like


More Story

Zermeño: el amargado hablando de amargura

Por: Gerardo Lozano El 14 de diciembre de 2021, el mismo día en que Jorge Zermeño Infante rindió su último informe de gobierno,...

4 January, 2022