El desorden en SIMAS y Fernando Jaime: un gerente administrativo con alcoholismo

El desorden en SIMAS y Fernando Jaime: un gerente administrativo con alcoholismo

Por: Eduardo Rodríguez

En enero de este año fue removido de su cargo como Director de Desarrollo Económico del gobierno municipal de Torreón Fernando Jaime Gómez, sin que se dieran a conocer las causas de tal decisión por parte del presidente municipal, Jorge Zermeño Infante.

Se le despidió de Desarrollo Económico pero se le colocó como Gerente de Servicios Administrativos de SIMAS, la empresa paramunicipal más importante del gobierno de Torreón, la cual enfrenta serios problemas precisamente de tipo administrativo, financiero y técnico, al grado de que la tesorería municipal, pasando por alto la normatividad, le ha otorgado un préstamo de 20 millones de pesos para poder cubrir sus grandes pasivos.

En el lugar que dejaba Fernando Jaime fue designada Andrea Salmón Torres, quien tan solo un mes después, el 4 de febrero de 2019, renunció públicamente a su cargo, denunciando que le había sido suprimido el presupuesto para la operación de su área por parte de la tesorería, debido a los cambios que había implementado a la misma; a la par denunció la existencia de una red de corrupción en el área denominada como Ventanilla Universal, señalando a Guillermo Galván como responsable.

Ante el intento de realizar una “limpia” de la corrupción en “Ventanilla Universal”, donde realizan todos sus trámites los negocios de nueva creación en la ciudad y los permisos de uso del suelo, entre otros, la Tesorería Municipal, entonces a cargo de Hernán Sirgo, atrajo ésta área de la administración y la puso directamente bajo su mando.

Andrea Salmón obtuvo su liquidación laboral debida por temor a que realizara otro tipo de denuncias, ya que se había desempeñado por un año como secretaria particular del propio presidente municipal y, en consecuencia, había tenido acceso a una gran cantidad de información, mucha de ella considerada como confidencial.

Fernando Jaime Gómez, quien trabajó en la campaña de Jorge Zermeño recabando fondos dentro del medio empresarial, fue protegido.

Foto: Capital Coahuila

UN PROBLEMA DE ALCOHOLISMO

En la tercera semana de octubre, los vecinos de Fernando Jaime, quien vive solo, en la cerrada Santorini, calle Paseo San Giovani 152 en Senderos, tuvieron que llamar a su familia, temiendo por su integridad física.

Fernando Jaime enfrenta desde hace años un problema severo de alcoholismo, pero este año su adicción se ha empeorado hasta un nivel peligroso, debido a que se encierra por varios días a beber y no permitía a nadie el acceso a su vivienda, incluido al personal de servicio.

Esta situación se venía repitiendo cada vez con más frecuencia, hasta que la ingesta de alcohol se prolongó por casi una semana, lo que motivó que uno de los vecinos llamara a la familia de Jaime, acudiendo uno de sus hermanos, quien encontró a Fernando en un estado tan deplorable que lo alarmó: además de alcoholizarse por días enteros, tenía también varios días sin ingerir alimentos.

Unas horas después fue enviado un servicio de atención médica, quien se lo llevó. Desde ese día su casa permanece sola.

Como persona Fernando Jaime Gómez enfrenta una enfermedad por adicción y de los hechos se desprende que necesita ayuda para enfrentarla, lo cual muy probablemente ya está sucediendo. Esto, que pertenece a un ámbito privado, deja de serlo cuando él se convierte en funcionario público y desatiende responsabilidades y toma de decisiones que van en perjuicio de la ciudadanía en áreas muy sensibles del gobierno municipal.

¿Cómo una persona con un problema de alcoholismo tan grave ocupó el cargo de Director de Desarrollo Económico del gobierno municipal? Esto ya es difícil de explicar, como también es difícil de explicar que haya sido reubicado como Gerente de Servicios Administrativos del SIMAS .

¿Cómo alguien con su enfermedad podía desempeñar sus obligaciones propias de un cargo tan importante en SIMAS sin que ello tenga consecuencia, como el desorden, la desatención de trámites y en general el funcionamiento de la paramunicipal?

Jorge Zermeño Infante se ha caracterizado como un presidente municipal que no realizada ningún cambio importante dentro de su equipo de trabajo, sin importar la corrupción, el nepotismo o la ineficiencia de muchos de los funcionarios, pero en el caso de Fernando Jaime Gómez, ha cometido una gran irresponsabilidad, con tal de cumplir con compromisos de tipo político.

Ya el SIMAS enfrenta toda una serie de problemas y de desorden financiero y técnico, que le está costando cada vez más a la ciudadanía, para que encima de eso tenga un desorden administrativo.

Debido a la opacidad que impera en el gobierno municipal, no es posible obtener información oficial sobre si Fernando Jaime sigue ocupando su cargo o, debido a su agravamiento, se ha retirado del mismo, como tampoco se puede saber si sigue en la nómina. El único trascendido es que extraoficialmente no está desempeñando el cargo desde hace aproximadamente dos meses, pero nunca se ha dado un comunicado oficial al respecto.

En este caso el responsable es Jorge Zermeño, pues debió estar informado del problema de adicción que enfrentaba Fernando Jaime Gómez, quien requería de ayuda, no de otro cargo público de alta responsabilidad. Aunque existen las propensiones, nadie está exento de caer en una adición por muy distintas razones, pero Zermeño Infante es el responsable de su equipo de trabajo.

Comentarios de Facebook
Facebook
Twitter
LinkedIn

Lo más visto

Te podría interesar: