Bodegón #332 mayo 2019 – Muy valientes y autosuficientes

Bodegón #332 mayo 2019 – Muy valientes y autosuficientes

 

CFE: FALTA DE ARRESTOS, ZERMEÑO

A nuestro septuagenario y mal encarado alcalde, el excelentísimo don Jorge Zermeño, le ha puesto la muestra de carácter la alcaldesa de Gómez Palacio, Leticia Herrera, quien, sin miramientos, se enfrentó a la CFE, con lo cual se ha anotado un mérito de los grandes, al ganar un amparo por el cual la prepotente “empresa productiva” del Estado le dejará sin modificar las tarifas del cobro de la energía eléctrica, pero además le prohibieron que cortara la luz a los pozos de abasto para la población, debiera o no debiera cobros atrasados.

En lo que es un penoso contraste, don Jorge Zermeño se arrugó a la primera, fue incapaz de bajarse los pantalones de fino casimir español y, corriendo, tomó 20 millones de pesos de la tesorería municipal para pagar a la insensible empresa la friolera de un abono de casi 30 millones de pesos.

LA CFE estaba haciendo algo que es muy delicado social y políticamente: dejar sin agua potable a la población y más considerando el clima que tenemos acá en La Laguna. Era sólo cosa de apretar para que, por sentido político común, la CFE le bajara tres rayas a su condición de monopolio.

Doña Leticia, será lo que cada quien quiera hacerse a la idea, pero de que no le tiembla pues no le tiembla y cuando la CFE le cortó la luz a las bombas que mueven los pozos y dejó sin agua a miles de usuarios, mandó que a las instalaciones de la “empresa productiva” (tiene de productiva lo que usted y yo de marcianos) se le cortara el servicio de agua potable y de drenaje, en lo que era medirlos con la misma vara que ellos miden.

De semejante manera don Jorge mostró que a la hora de defender los intereses de Juan pueblo todo lo dicho en campaña es demagogia y, habrase visto, al primer toro que le sueltan en suerte le tiembla todo el cuerpo.


LA MORENA SE VE DESCOLORIDA

Y a unos días del proceso electoral por la renovación de alcaldías en Durango, las cosas no le están saliendo como esperaba al nuevo partidazo oficial, MORENA, por lo menos no en Gómez Palacio, donde su candidata, Marina Vitela, se pasó la primera parte de su campaña metida en impugnaciones sobre si era o no la candidata, pero todavía le quedaron litigios pendientes.

Los morenistas parecen insatisfechos con su candidatura, ya que, con toda razón, le califican de ser una trásfuga del PRI, donde ha hecho toda su carrera política, con la cual salió de la pobreza para colocarse en una posición de gente acomodada. Tres veces diputada y exsecretaria general del tricolor en Durango no se explican qué hace de candidata a alcaldesa por MORENA, pero además se quejan de que la señora es de muy malos modos en su trato.

La picaresca ha chacoteado en las redes sociales con la residencia oficial de Marina Vitela, quién, con gran sorna, afirman que lo que más le puede es que estando en campaña tiene que fingir que vive en Gómez Palacio y no puede estar a gusto en su residencia de la colonia Las Villas, en Torreón, donde se vive como si del primer mundo se tratara.

Fiel al estilo turbio que le ha caracterizado a lo largo de toda su provechosa carrera, ha emprendido una campaña sucia en las redes sociales, que incluye meterse en la privacidad de los teléfonos celulares de los laguneros con otra campaña de mensajes sucios, consciente de que su campaña comenzó tarde; le falta el tiempo que deseara y en los debates tiene mucha historia para ser cuestionada.

Su principal esperanza, como todos los candidatos de MORENA, es que la popularidad de AMLO venga a salvarle la campaña. Habrá que ver lo que deciden los gomezpalatinos.

En Lerdo, dicen los enterados y los sondeos de opinión, que la pugna entre MORENA, el PAN y el PRI está sumamente cerrada, debido a que los tres candidatos de sendos partidos tienen su clientela y le están desgastando la suela a los zapatos en sus campañas. Difícil hacer pronósticos sobre quién gobernará a los lerdenses en los próximos años.


MÁS ARROGANCIA, MÁS PREPOTENCIA

Siguiendo el ejemplo de su patrón, el juvenil alcalde de Torreón, don Jorge Zermeño e Infante, ya cualquier director o funcionario que es citado a comparecer ante una comisión del cabildo de Torreón llega sin información alguna, le hace al gracioso e inclusive se llega a burlar de los cuestionamientos que le hacen los regidores y la síndica de oposición, quienes, les guste o no a la mayoría panista, fueron electos por la ciudadanía y no, como los funcionarios, colocados en los cargos por favores, parentescos de diputados, amigos, hijos y socios de los familiares del honorabilísimo señor alcalde o de algún influyente del PAN.

Lejos de llamarles la atención y de exigirles que cumplan con las disposiciones de transparencia y proporcionen la información de su dirección o área, Zermeño les pone el ejemplo, afirmando públicamente que “digan y hagan lo que quieran, no me interesa”.

Cuando el PAN era oposición no dejaba pasar sesión de cabildo sin hacer críticas, dar declaraciones a los medios y hacer pesadas las sesiones, pero ahora que es gobierno desea que le traten con dulzura, entera delicadeza y no le pidan la más mínima información.

Por cierto, y como lo denunció en sus pasadas ediciones Revista de Coahuila, la oposición ha destapado una red de nepotismo al interior de la nómina del republicano ayuntamiento de Torreón, con papeles en mano e inclusive con detalles de los sueldos que perciben los hijos, hermanos, cuñados, esposos y, cosa que por delicadeza no mencionaron los regidores de oposición, hasta las amigas íntimas de varios funcionarios, que están cobrando su sueldote con cargos al bolsillo de los sufridos contribuyentes.

Mal pinta en su primer año este gobierno municipal, que tiene abiertos frentes por todos lados y asuntos que motivan, con toda razón, el sospechosismo.

Comentarios de Facebook
Facebook
Twitter
LinkedIn

Lo más visto

Te podría interesar: