El Bodegón #330 – marzo 2019

El Bodegón #330 – marzo 2019

LERDO Y GOMEZ PALACIO ¿QUIEN GANARA LAS ELECCIONES?

Vistas desde enero, las elecciones para renovar los 39 ayuntamientos de Durango se veía como un pan comido para MORENA, el partido oficial, pero a punto de que inicie formalmente el proceso las cosas se ven distintas y, los hechos muestran que el asunto no va a ser como las fiestas de Alonso: puro comer, bailar y cantar para los morenistas. El problema más peliagudo que tendrán que librar está dentro del mismo movimiento, donde la Torre de Babel se queda cortísima ante las luchas internas de quién sabe cuántas facciones y quién sabe cuántos precandidatos para, finalmente, tener listos a quienes competirán por Gómez Palacio y Lerdo. Existe una enorme confusión y una cosa es la popularidad presidencial, que ciertamente está por las nubes, y otra puede ser unas elecciones municipales. Para ejemplo está el caso de Coahuila, donde el año pasado en las elecciones municipales MORENA no pudo llevarse sino algunos municipios chicos y uno mediando (Piedras Negras), porque en todos los demás o ganó el PAN o, cosa que pareciera exótica, ganó el PRI, como fue el caso de Saltillo, la capital.


Por lo que se ha visto, una cosa son las elecciones de diputados locales, federales y senadores cuando coinciden con la elección presidencial (de ahí la mañosa propuesta de ratificación de mandato de AMLO se quiera empatar con las elecciones de diputados federales y senadores), pero otra cosa muy distinta son las elecciones municipales cuando van solas, como es el caso de Durango. En esta ocasión todo el aparato publicitario nacional de MORENA no va a poder acudir a lograr que candidatos que nadie conoce ganen diputaciones y senadurías, porque se cruza la boleta en automático guiándose por la simpatía hacia el candidato presidencial. Ahora los candidatos, aunque vayan bajo las siglas de MORENA tienen que librar la elección por sí mismos, pues el factor más determinante es quién es el candidato. La única marca que tiene problemas de rechazo muy fuerte es el PRI, por razones bastante obvias, pero por ejemplo el PT es una marca que no le dice casi nada a la mayoría de los electores y esa marca puede ser la que avale a varios de los candidatos a alcaldes.


Una cosa nueva es que los partidos políticos que ahora son oposición o son contrarios a MORENA, es que ya entendieron que más vale perder una alcaldía ante un contrincante conocido que hacerlo contra MORENA, porque saben que quedarán sujetos a pan y agua y les ningunearán como se le antoje a los “superdelegados” o a políticos y funcionarios que ni siquiera conocen. Así que estamos ante tres factores inesperados para las elecciones de Durango que están en puerta: la enorme división interna de MORENA; el hecho de que serán elecciones locales donde los candidatos cuentan más que los partidos y, tercero, la oposición están haciendo en la práctica un frente común para contener a MORENA y a el PT, que es el partido que está pidiendo para sí el estado de Durango, como si fuera una prebenda política que le deben.

Comentarios de Facebook
Facebook
Twitter
LinkedIn

Lo más visto

Siguiente Noticia

Te podría interesar: